Llega el fin de semana de San Valentín y sabemos que ya lo tienes apuntado en tu calendario y agendada la cita con las o la persona que deseas pasar esa fecha en una cena romántica. Este año no podrá ser el corre corre de compras debido a la emergencia sanitaria, sin embargo, no debes dejar pasar esta fecha donde podrás hacer sentir especiales a quienes más quieres. Traemos una receta deliciosa para una cena privada y con autocuidado: que además es fácil y estará lista en 30 minutos.

Notas*

  1. Para esta receta necesitarás media cerveza o vino blanco.
  2. Podrás usar cualquier parte del pollo, pero asegúrate que las piezas sean chicas.
  3. Como resultado tendrás una receta entre dulce y salada y muy jugosa.

Una vez dichas las recomendaciones, empecemos con la receta:

Tiempo: 30 minutos – 2 a 3 porciones.

¿Qué vas a necesitar?

  • 6 piezas de pollo sin piel
  • 2-3 dientes de ajo
  • 1 cucharada de salsa inglesa
  • 1 cucharadita de sal
  • 1/4 cucharadita de pimienta
  • 1/4 cucharadita de comino molido
  • 3 cucharadas de aceite de oliva
  • 1/4 taza de azúcar morena
  • 1/2 cerveza lager o rubia

Preparación:

  1. En un recipiente coloca las piezas de pollo junto con los ajos bien picados o rallados, la salsa inglesa, sal, pimienta, comino y 1 cucharada de aceite, mezcla bien todo y deja marinar por unos 30 minutos.
  2. En una sartén a fuego medio-alto coloca el azúcar hasta que comience a dorarse, agrega las 2 cucharadas de aceite restantes y enseguida ubica las piezas de pollo sobre el azúcar para dorarlas y sellarlas por ambos lados.
  3. Agrega media cerveza y deja cocer tapado a fuego medio durante unos 20 minutos. Quita la tapa y deja que siga cocinando por unos minutos más, esto para que el pollo esté bien cocido y la salsa se haya reducido. 
  4. ¡A servir y disfrutar!
  5. Puedes preparar un puré o unas verduras al horno para acompañar.

Para más recetas ingresa a nuestra sección blog y ponlas en práctica todas. También, visita nuestras redes sociales y conoce mucho más contenido alrededor de tu proteína favorita.